Contáctanos

Local

Se mantienen a flote peleterías en Puebla, con todo y caída del 80 % en sus ventas

Iris Becerril

En los últimos 20 años, la comercialización de piel y productos derivados en Puebla capital disminuyó hasta 80 por ciento.

Don Arturo y don Froylán tienen una de las contadas y sobrevivientes peleterías. Platican que su abuelo y su padre fueron de los pioneros en la industria de la piel en la entidad en el año de 1935; desde entonces y hasta la década de los 60, la adquisición de ese material se mantuvo a la alza.

Pero no todo fue color de rosa, pues a partir de los años 80’s y hasta la fecha, la incursión de productos sintéticos, de textiles y plásticos propició la disminución de la comercialización de aquellos elaborados con piel.

Pieles de res, de borrego, de cerdo y hasta de caballo, actualmente no tienen la misma demanda que en décadas anteriores, debido a cambios en las actividades económicas, sociales y culturales de la población.

A pesar de eso, los hermanos Basuara, de los pocos comerciantes de pieles y productos derivados en la capital, se empeñan todos los días por mantener a flote el negocio, que más allá de ser un ingreso económico, tiene un valor sentimental, tradicional y cultural, preservan el oficio que su padre realizaba con amor y dedicación.