Contáctanos

Nacional

Pronóstico de crecimiento en 2019 podría bajar pero se mantiene para 2020: Hacienda

El subsecretario de Hacienda, Gabriel Yorio, acusó a la desaceleración global de impactar a la economía mexicana y dijo que el pronóstico de crecimiento para este año de la economía se actualizará la próxima semana.

La Secretaría de Hacienda actualizará su estimado de crecimiento económico para 2019 y podría ir a la baja, pero mantendrá su pronóstico al alza para 2020, dijo el subsecretario, Gabriel Yorio.

“Sí, puede haber una modificación, sí”, señaló el funcionario tras ser entrevistado a la salida del campanazo por el 125 aniversario de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Apenas en septiembre, la secretaría de Hacienda recortó su pronóstico de crecimiento a un rango de 0.6 a 1.2%.

Este ajuste se prevé para las próximas semanas, detalló el funcionario, en tanto que defendió el estimado previsto para el cierre de 2020.

“En los Criterios Económicos enviamos un rango de 1.5 a 2.5%, nosotros pensamos todavía que la estimación para el próximo año se encuentra en ese rango, va depender mucho de las acciones contracíclicas que tomemos, que están en el sentido de las acciones en inversión en infraestructura”.

En cuanto a la desaceleración de la economía del país, el funcionario achacó el la caída en el tercer trimestre a factores externos y a una contracción general de la economía global, que se encuentra al final de un ciclo de 10 años desde la última contracción en 2009.

“Todos los países están entrando en una desaceleración sincronizada, México no es la excepción. (…) Estamos viendo ya que Alemania ya tiene recesión, otros países de Asia, Japón y China también se están contrayendo.

“Si México ha recibido choques externos en cuanto a la contracción de la economía global lo importante es qué podemos hacer al respecto”, justificó.

El miércoles, el Inegi informó que el crecimiento económico durante el tercer trimestre de 2019 registró una caída de 0.4% en relación con el mismo periodo de 2018, la primera disminución en este sentido desde 2009.

Fuente: Forbes