Contáctanos

Local

Para garantizar agua de calidad a la población, agua de Puebla rehabilitará las plantas Viveros y Quetzalcóatl

  • Ambas producirán 240 litros por segundo de agua de alta calidad, para incorporarlos a la red.

Con una inversión de 48 millones de pesos y en beneficio de 172 mil 800
habitantes, Agua de Puebla para Todos inició la rehabilitación de las
Plantas Ablandadoras Viveros y Quetzálcoatl, las cuales permitirán una
producción de 240 litros por segundo de agua de alta calidad, al caudal con que actualmente se cuenta.

La planta Viveros se ubica al Sur-Poniente de la ciudad de Puebla y dispone de una capacidad de 90 litros de agua por segundo; con su rehabilitación se podrá beneficiar a 64 mil 800 personas y se espera que las obras terminen en marzo del próximo año. En esta obra se invertirán 21 millones de pesos.

Esta planta que ya existe, requiere equipamiento de nueva tecnología de punta, para optimizar su operación, de ahí la necesidad de recuperarla y lograr que se trate el líquido para retirarle el fierro y el manganeso que la hacen “gruesa”, lo cual es uno de los principales problemas que se tienen en la ciudad, en cuanto a la calidad del agua se refiere.

En ella se implementará tecnología de última generación para que cumpla
con una mayor calidad del vital líquido que se abastece a los habitantes del
Sur de la ciudad.

Por otra parte, la Planta Quetzalcóatl tiene una capacidad de 90 litros por segundo y también permitirá mejorar la calidad del agua. Los beneficiados con ella serán al menos 108 mil habitantes, con una producción de 150 litros por segundo. Las obras inician en diciembre y se prevé concluirlas en enero 2020.

En este caso específico de la planta Quetzalcóatl va a aumentar su capacidad, de 90 litros por segundo -lps- a 150 lps., la cual permitirá retirar
la dureza del agua por medio de un sistema de intercambio iónico, que es considerado de la más alta tecnología en cuanto a procesos relacionados con la calidad del vital líquido, a nivel internacional.

De manera paralela, se construirán además las líneas de agua para alimentar a ambas plantas potabilizadoras y posteriormente para la conducción del agua procesada con alta calidad.